31 ene. 2012

Selección intrasexual vs elección de pareja

Para Darwin, la selección sexual tenía dos componentes principales: la competencia intrasexual y la elección de la pareja, con desarrollos muy distintos: los ornamentos (normalmente en machos), evolucionan a través de la selección sexual por la elección de parejas (que normalmente realizan las hembras), mientras que las “armas” tales como astas, cuernos, desarrollo exagerado de tamaños, etc., evolucionan a través de selección sexual por competencia intrasexual por el acceso al sexo opuesto (nuevamente, en general hembras). En palabras de Darwin, la selección sexual de un rasgo implica diferencias en el éxito reproductivo, causado por competencia por parejas, y relacionadas a la expresión del rasgo.

Después de Darwin, la selección sexual quedó en un periodo de "stand by". Pasó a ser sólo una anécdota en el árbol de conocimientos que se desarrollaba a partir de la selección natural, pese a ser una explicación sumamente importante en la explicación del desarrollo de rasgos no adaptativos en la supervivencia. Fue una publicación de Ronald Fisher en 1930 (aunque el resurgimiento de la idea de selección sexual se diera recién con la publicación de la segunda edición de su libro) quien tomando las ideas de Darwin, dio un nuevo impulso a la teoría de selección sexual. Fisher puso mayor énfasis en distinguir la competencia intrasexual y la elección de la pareja y puso particular interés en explicar la evolución de los caracteres sexuales secundarios, es decir aquellos rasgos no directamente asociados a la reproducción, que juegan un papel preponderante en la elección de las parejas y determinan el éxito reproductivo diferencial de los individuos.

Aunque muchas de las críticas de las teorías de Darwin han sido descartadas, algunas todavía persisten. En particular, no considera un aspecto importante de la selección sexual: no explicaba el origen de las preferencias de las hembras. Aunque nosotros no estamos cerca de responder desde el punto de vista del animal, podemos darle un enfoque humano a los fenómenos que vemos. En futuras entradas hablaré de las teorías que se manejan para explicar la elección de un rasgo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario